Más Allá de Sitges XV: Spiritwalker

Más Allá de Sitges XV: Spiritwalker

En un año en el que la oferta coreana en Sitges no es muy extensa, Spiritwalker era la opción de thriller que más se esperaba, acompañada además de una trama de misterio que nos presenta a un hombre que se despierta en un cuerpo que no es el suyo, en un accidente de coche, y verá como cada doce horas vuelve a cambiar de cuerpo. Con esta condición, tendrá que resolver como ha llegado hasta aquí.

Funciona muy bien en su primera mitad, mientras se nos va planteando la situación y vemos como funciona todo, cuando empieza a ser perseguido y a descubrir pistas sobre quien es. Pero llegamos a cierto punto en que vamos vislumbrando el pastel, y vuelve a ser más de lo mismo, mafias, drogas y polis corruptos, y todo se queda en algo que ya hemos visto mil veces pero explicado de una forma un tanto peculiar.

El ritmo, eso si, es trepidante, con buenas persecuciones de coches y unas peleas entre John Wick y Bourne de lo más efectivas. Y sobre el tema de las 12 horas, bueno, digamos que más vale no hablar mucho de ello y no tenérselo muy en cuenta, porque más simplona y decepcionante no podía ser.

Puntuación
12out of 5

3

3 out of 5
Merece la pena

Etiquetas en este artículo:
Se deja ver

Sin comentarios

Deja un comentario
Sin comentarios aun Sé el primero en comentar este post

Deja un comentario