Crítica: The Perfection

Crítica: The Perfection

La perfección. Como alcanzar la perfección y el precio a pagar por ello es el tema central sobre el que gira esta película protagonizada por dos violonchelistas, dos prodigios de la música llamadas Charlotte y Elizabeth. La primera tuvo que retirarse cuando empezaba su fama para cuidar a su madre enferma, y la segunda empezaba en la prestigiosa escuela justo cuando Charlotte se retiraba y ahora es una gran estrella.

Cuando la madre de Charlotte muere, decide volver al mundo musical con sus antiguos protectores y conocer así a Lizzie, la joven prodigio. Ambas se deshacen en alabanzas la una a la otra y empieza así lo que parece ser una amistad y una relación que las llevará hasta los extremos más inesperados… Y no puedo contar mucho más.

No puedo contar mucho más porque The Perfección es un film que juega todo el rato con la percepción del espectador sobre lo que está sucediendo, sobre los motivos ocultos de sus protagonistas, y aunque lo hace de manera tramposa y manipuladora, también hay que reconocerle que lo hace de manera brillante. Su director Richard Shepard juega muy bien con los personajes, y ya en la primera mitad del film sabe crear esa confusión en el encuentro entre las dos chicas, en cada dialogo que tienen, donde uno no deja de sospechar que hay alguna intención oculta entre ellas pero sin saber muy bien que esconde cada una.

Y así seguiremos durante toda la película, con giros inverosímiles que nos llevarán a replantearnos lo visto una y otra vez bajo diferentes perspectivas y que desembocará en un loco final de reivindicación y de protesta inesperado en un principio pero que está muy bien traído. Evidentemente, es muy fácil desmontar la película con sus engañosos giros y ese guión tramposo al servicio de la trama en todo momento, pero cuando todo es tan loco y tan divertido, y además la película se desenvuelve con mucha comodidad en su premisa, a uno no le queda más remedio que dejarse llevar y caer rendido ante su descarado efectismo.

Y en gran parte, la película funciona gracias a sus dos protagonistas, Allison Williams, a la que vimos en Get Out, y Logan Browning, cuya química entre ellas es brutal, lo que consigue que The Perfection sea una de las películas de terror más delirantes y más disfrutables en lo que llevamos de año.

Puntuación
14out of 5

3.6

3.6 out of 5
Merece la pena

Etiquetas en este artículo:
Merece la pena

Sin comentarios

Deja un comentario
Sin comentarios aun Sé el primero en comentar este post

Deja un comentario

Tu e-mail no será publicado
Campos obligatorios marcados*