Crítica: Day Shift

Crítica: Day Shift

Llega a Netflix uno de los estrenos más esperados del verano, esta Day Shift, o Turno de Día, un film de vampiros con Jamie Foxx que nos había dejado un tráiler de lo más salvaje cargado de violencia y mala leche, y aunque hay que decir que de eso tiene bastante, al final el resultado en su conjunto no logra llegar a convencer del todo.

Jamie Foxx es un padre separado sin blanca que se dedica a limpiar piscinas en el Valle de San Francisco y que se esfuerza por darle una buena vida a su hija, aunque su trabajo es tan solo una tapadera, y en realidad se dedica a cazar vampiros. Cuando su mujer amenaza con llevarse a su hija a vivir a casa de su madre, Jablonski se verá obligado a reunir una importante suma de dinero para evitarlo, y la única manera de hacerlo es regresar al sindicato, de donde le expulsaron por incumplir las normas.

El personaje de Foxx es tan tópico que lo hemos visto ya mil veces en pelis de acción, y aunque la película empieza por todo lo alto con la escena de la vieja, luego tenemos toda una primera mitad en donde se dedican a presentar personajes y la situación, y a pesar de todo, se dejan muchas cosas en el tintero, como explicar un poco más lo de las razas de vampiros en vez de pasarse todo el rato repasando lo de las normas que acaba siendo un tanto ridículo tanta regla absurda. Y la villana es una mujer que tampoco se esfuerzan mucho en definir quien es ni sus planes.

Por suerte, algunas escenas de acción están muy logradas, con una segunda mitad ya metida en faena donde las peleas contra los vampiros son bastante salvajes y con mucho gore, en cambio, aunque tengo que decir que la persecución en coche es de lo más sosa y no muy bien resuelta. Algo que también resulta curioso es como a veces cuesta mucho acabar con un vampiro y a medida que avanza el film, cada vez es más fácil y con un solo disparo se mueren, lo que hace que la acción cada vez sea menos interesante y se vuelve más repetitiva y monótona.

La pareja Foxx con Dave Franco funciona bastante bien, él como rudo experto cazador de vampiros que busca desesperadamente ganar dinero fácil, y Franco como el novato inexperto que tiene que vigilar que no se salte las normas, aunque de nuevo estamos frente a algo que no es nada original y que hemos visto montones de veces. Y si hay algo que destacar, es la presencia de Snoop Dogg como secundario con aparición estelar que queda muy resultona.

Concluyendo, que Day Shift se queda un poco a medias, como comedia de acción gamberra veraniega no está mal, pero le falta acabar de crear un escenario bien definido y consistente. Otra película más de Netflix que sí, vale, que está bien y tiene momentos divertidos e irreverentes, y que es bastante entretenida, pero que desde luego no se va a quedar para el recuerdo.

Puntuación
12out of 5

3

3 out of 5
Merece la pena

Etiquetas en este artículo:
Merece la pena

Sin comentarios

Deja un comentario
Sin comentarios aun Sé el primero en comentar este post

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: