Crítica: La Llegada (Arrival)

Crítica: La Llegada (Arrival)

Denis Villeneuve se adentra en la ciencia ficción con La Llegada, una película que se basa en el maravilloso relato corto The History of Your Life de Ted Chiang, muy recomendable como complemento y son tan solo unas treinta y pico páginas, que se lee en un plis, plas.

Ya lo dice la novela, la historia de tu vida, y eso es precisamente de lo que va la película, de la historia de la vida de Louise Banks, no queda más que rendirse ante los pies de Amy Adams por una actuación tan sobria, una lingüista que deberá intentar comunicarse con unos extraterrestres que han llegado a la Tierra y cuya vida cambiará de manera radical tras entrar en contacto con ellos. Aunque la película no profundiza tanto como el libro los detalles del aprendizaje del lenguaje, nos da las suficientes nociones para que comprendamos su dificultad y sus características, ayudados visualmente por los geniales círculos que representan su escritura. Me hubiera gustado se desarrollara más el tema de cómo entienden la ciencia de una manera tan opuesta a la nuestra, algo que se menciona en un leve comentario y nada más.

Villeneuve juega con el tiempo, algo que en la novela no es posible hacer, aunque juega también a su manera, mostrándonos flashbacks de Louise con su hija, y como esta muere joven por culpa de una enfermedad. Todos los flashbacks son importantes para comprender lo que nos quiere contar el film, algunos incluso están calcados de la novela, sobre todo esa escena final y esa pregunta, que es clave y que nos muestra como el personaje acepta su vida tal y como es.

Metidos de lleno en la ciencia ficción, Villeneuve hace gala de una puesta en escena magistral, con unos diseños minimalistas pero impactantes, con una banda sonora muy sutil de Jóhann Jóhannsson con muchos momentos de silencio, una fotografía impecable muy gris y apagada y una manera de narrar la historia pausada pero sin perder de vista el ritmo y el interés. Vivimos en una época en la que el gran público va al cine mayoritariamente a ver efectos especiales y acción, y por mucho que La Llegada sea ciencia ficción y haya extraterrestres y naves, es lo opuesto a películas como Independence Day. Pero claro, la gente ve el poster con una gran nave, y un spot televisivo en el que hay explosiones, una sola explosión que es la única que hay en toda la película, y ya se espera otra cosa, lo que hace, y supongo que le habrá pasado a más de uno, es que al encender la luces se vean caras de incomprensión y de lamentarse por lo que acaban de ver, cuando hemos podido disfrutar la mejor película de ciencia ficción de los últimos años.

Y eso que la película ofrece ciertas concesiones en su tramo final para precisamente llegar al gran público, ese que pide acción y tensión, alejándose así del relato original para ser más efectista y dejar clara la conclusión final y el propósito de la visita de los extraterrestres. Estoy seguro que aquí Villeneuve ha tenido que ceder pero uno está tan metido y disfrutando tanto que no es difícil no tenérselo muy en cuenta.

arrival poster 7

Puntuación
18out of 5

4.6

4.6 out of 5
No te arrepentirás

Etiquetas en este artículo:
No te arrepentirás

2 comentarios

Deja un comentario
  1. demostenes71
    demostenes71 9 Diciembre, 2016, 20:58

    Desde que vi su primer trailer estoy deseando verla y a cada crítica que leo, más ganas tengo. Por desgracia, creo que no va a poder ser en la gran pantalla, como deseaba y tendré que esperar a verla en alguna plataforma de TV.
    Esperaré a leer el relato después de verla, no quiero tener ninguna idea de lo que voy a encontrar.
    Un saludo y gracias por tu trabajo.

    Responde a este comentario
    • dragón negro
      dragón negro Autor 13 Diciembre, 2016, 13:03

      Pues es una buena opción, el relato aunque corto, aporta más información sobre el proceso de traducción de los alienigenas, y el final es bastante distinto.

      Un saludo y gracias!!!

      Responde a este comentario

Deja un comentario

Tu e-mail no será publicado
Campos obligatorios marcados*